<![CDATA[Imprenta Online, El Blog - Blog de La Gran Imprenta]]> https://www.lagranimprenta.es/blog.html Wed, 19 Sep 2018 15:38:22 +0000 Zend_Feed es http://blogs.law.harvard.edu/tech/rss <![CDATA[Gestión de color en imprentas]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/gestion-de-color-en-imprentas.html Una buena gestión del color es primordial para asegurar que los resultados finales de impresión sean iguales en tiradas diferentes y que incluso permanezcan fieles tanto en entornos digitales como impresos. Y este es un asunto que trae (o nos trae) a muchos de cabeza, porque hay que ser muy técnico y preciso para evitar variaciones indeseables.

En otras entradas de este blog de nuestra imprenta online hemos tratado de asuntos que también son de enorme importancia en las imprentas. Hace poco, por ejemplo, hablamos sobre la importancia de que los archivos a imprimir tengan una correcta resolución, y hoy queremos abordar con un poco de profundidad cómo trabajar en entornos de color buscando los mejores resultados posibles.

Puede que parezca un tema muy técnico, pero ten por seguro que tus resultados mejorarán enormemente si comprendes y aplicas lo que vamos a tratar en este artículo.

Gestion del color para impresion online.

La gestión de color… ¿pero eso qué es?

Tratemos de hacerlo fácil: no es más que la manera de controlar la conversión de color entre sistemas de distintos medios. ¿Se entendió? Con un ejemplo quedará aún más claro.

El sistema que utiliza una máquina de impresión offset para interpretar los colores no tiene nada que ver con el de un monitor de ordenador o una televisión de leds. Para empezar, el espectro de colores que puede obtenerse mediante impresión es muy diferente al que se puede conseguir en una pantalla de ordenador,  y esto es algo que hay que tener muy presente cuando estamos diseñando y nuestro diseño va a ir a una imprenta online o no.

Nuestro ordenador está gestionando los colores de una determinada manera, y esa forma es radicalmente distinta a cómo lo hará el sistema de la imprenta. Puedes apostar tu coche. Es así. Siempre. Y lo malo es que a veces se olvida y se recurre a esa frase que todos los impresores han oído millones de veces de: “en mi ordenador no lo veía así”. Normal.

Con una buena y cuidadosa gestión del color nos aseguramos de que, por ejemplo, tu color corporativo será siempre el mismo, independientemente de si primero imprimes unas pegatinas, luego unos flyers y finalmente unos carteles. Ese verde tan bonito será siempre el mismo y no ocurrirá que en cada impresión varíe significativamente.

Claves para gestionar el color correctamente

Modos CMYK y RBG.

Hay que partir de la base de que imprentas y medios digitales utilizan modos de color que son distintos y que precisamente por eso abarcan espectros de color diferentes. Hay colores en RGB (el que usan los medios digitales) que no existen en CMYK (el que se utiliza en imprentas).

Pero empecemos a levantar la casa por los cimientos. Hablemos de estos dos modos de color.

Modo de color RGB

Modo de color RGB, utilizado en medios digitales.

En él se consiguen todos los colores mediante tres principales: rojo, verde y azul. Cuenta con muchas gradaciones sutiles y tonos muy vivos, pero como apuntábamos hace un momento, no se puede replicar en imprenta, porque en ellas siempre hay que imprimir en CMYK.

Te estarás preguntando la razón. Y haces bien. Los modelos de color RGB cuentan con un cuarto componente: están retroiluminados. La luz integrada de la pantalla ayuda a los modelos RGB a mostrar un mayor rango de colores. El papel no cuenta con esta ventaja y por eso tiene que echar mano de un modo de color diferente para sus impresiones.

Modo de color CMYK

Modo de color CMYK, utilizado en imprentas online.

CMYK, siglas que corresponden a cian, magenta, amarillo y negro. Con a mezcla de estas cuatro tintas se consiguen todos los colores que se pueden conseguir en cualquier material impreso. Es más limitado que el RGB, porque la impresión no puede reproducir la luz de que mencionábamos antes.

Al imprimir, por ejemplo, una foto que está en RGB y que no se ha convertido de manera correcta a CMYK, es normal que el resultado se vea como descolorido, con falta de fuerza. Los violetas, por ejemplo, se pierden y ahí es donde llega el momento en que se oye de fondo la frase de “yo en mi ordenador no lo veía así”.

Puedes aprender más acerca de los modos de color y cómo establecerlo en diferentes programas de diseño en este tutorial que hemos preparado.

Pero, ¿se trata de un problema insalvable?

No. No debe cundir el pánico. Que la gente no huya de las ciudades. Hay solución.

Cuando diseñamos, es esencial saber cuándo y cómo utilizar RGB o CMYK. Y aquí podemos establecer una regla de oro: todo lo que se diseñe para su uso digital (monitores, pantallas de dispositivos móviles, televisiones…) debe estar siempre en RGB, mientras que todo lo que tenga como destino una imprenta debe estar en CMYK.  Sigue esta regla y no fallarás.

Elegir entre estos esquemas de color no afectará a su resolución, pero sí a la calidad final de la imagen impresa. Considerando que los materiales impresos siempre requerirán CMYK, si trabajas con CMYK en la fase de diseño, no te decepcionarás cuando se trate de imprimir.

En cualquier programa de diseño, ya sea vectorial o de mapa de bits, podrás elegir trabajar en CMYK o en RGB. Piensa cuál será el destino de tu diseño y, en función a ello, comienza desde el principio diseñando en uno u otro modo.

Las imprentas utilizamos CMYK  porque para conseguir  un color cualquiera cada una de sus cuatro tintas debe aplicarse por separado hasta que se combinen para formar un espectro a todo color. Por el contrario, los monitores de ordenador crean color utilizando luz, no tinta. Por lo tanto, las pantallas de ordenador tienen una mayor gama de colores que los materiales impresos, lo que significa que las actuales pantallas pueden mostrar muchas más variantes de color que el papel.

Perfiles de color, esos grandes desconocidos

Como hemos señalado, cada dispositivo muestra el color de forma diferente, pero puedes medir esta diferencia utilizando ajustes estandarizados llamados perfiles de color. Cada dispositivo tiene su propio perfil. Al igual que antes apuntábamos que cualquier programa de diseño medianamente serio te dejará diseñar en RGB o CMYK, con los perfiles de color sucede lo mismo, podrás seleccionar entre un montón de variedades. Si su destino es la imprenta, es recomendable que te informes de con qué perfil de color trabajan ellos, de esa manera podrás diseñar no sólo ya en CMYK, sino también utilizando el mismo perfil que la imprenta (que esperemos que sea nuestra imprenta online), lo que te permitirá ser mucho más preciso.

Por ser gráficos, y para resumir, si el modo de color es el país en el que vives, el perfil es el barrio de la ciudad donde está tu casa. Y a todos nos gusta vivir en un buen país y en un estupendo barrio, ¿no?

En este tutorial hablamos, entre otras cosas de los perfiles de color.

Si quieres profundizar más en este tema, puedes consultar esta interesante entrada de Wikipedia.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[10 increíbles herramientas de diseño gráfico gratuitas]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/10-increibles-herramientas-de-diseno-grafico.html De una u otra manera todas las empresas, negocios y autónomos necesitan promocionarse. Evidentemente, no van a contar con los mismos recursos para la promoción una gran corporación internacional que una pequeña librería de barrio. Pero, al final, cada uno adecúa sus presupuestos para que le conozcan, atraer clientes, crear imagen de marca o cualquier otra acción publicitaria. Pensemos que un cartel en un escaparate anunciando unas increíbles ofertas es también una herramienta de promoción. Así que en este saco entran tantas formas de márketing que serían de muy difícil enumeración si queremos ser medianamente precisos.

Cuando se trata de imprimir la publicidad es posible que el pequeño comerciante no tenga presupuesto suficiente para pagar los servicios de un buen diseñador y no la quede otra que hacerlo él mismo. Siempre insistimos en ello: no es la mejor solución, pero hay veces que es la única solución.

El objetivo de este articulo es precisamente ayudar a aquellos que tienen que asumir el papel de diseñador sin serlo, no porque quieran, sino porque se ven forzados a ello.

Por eso hemos recopilado un grupo de diez herramientas gratuitas con las que podrás crear y editar tus diseños sin excesivos conocimientos y con bastantes buenas opciones que te servirán para salir del paso más que dignamente. Nuestro consejo es que visites sus sitios web, pruebes aquellas que te interesen y practiques. Son gratis y buenas, ¿por qué no intentarlo entonces?

Flyers, pegatinas, catálogos, carteles… son productos que salen de una imprenta y que resultan de gran eficacia publicitaria, que llegan directamente al público y que no son caras en absoluto. Pero, claro, como ya hemos explicado en otros artículos, cuando esos diseños llegan a la imprenta online tienen que cumplir con unos requerimientos técnicos para que la impresión sea profesional. Y he aquí ese top diez que te va a echar un cable para que tú mismo puedas diseñar sin tener que comprar costosos programas. Y, ojo, al igual que decíamos que siempre es mejor contratar los servicios de un buen diseñador que no solamente se encargue de la parte creativa, sino que también prepara las artes finales para imprenta, también decimos que si tienes presupuesto para comprar programas profesionales, lo hagas, pero si no es así, no creas que con esta serie de programas vas a tener muchas menos opciones o que tu trabajo va a salir peor.

Lo decimos con la seguridad que nos da haber probado todas las utilidades que recomendamos: diseñar productos de impresión excepcionales y convincentes utilizando sólo aplicaciones completamente gratuitas es posible. Pero aquí hay que tener algo en cuenta: no todas las herramientas valen para hacer las mismas cosas, con lo cual la pregunta que te tienes que hacer tras leer esta entrada cae por su propio peso: ¿qué es lo que quiero hacer?, ¿necesito diseñar e imprimir un cartel?, ¿un folleto?, ¿una revista? Así empezaremos a construir la casa desde los cimientos y no desde el tejado, es decir: ¿qué es lo que quiero y que herramienta preciso para desarrollarlo y mandarlo a la imprenta?

Vamos al lío.

Tipos de programas

Para que te resulte más sencillo, hemos estructurado los distintos softwares en los siguientes grupos

  1. Vectoriales
  2. Edición de imágenes
  3. Destinadas a maquetar publicaciones  

Seguramente podríamos haber seguido añadiendo grupos, aunque creemos que con estas tres categorías vas a tener un amplio abanico donde elegir y desarrollar tus ideas gráficas para enviarlas a imprimir correctamente.

Trabajo con vectores

Vectr

Programa Vectr para edicion vectorial.

Generador de gráficos vectoriales sencillo y con una interfaz muy directa e intuitiva. El software está disponible en dos versiones:

  1. Aplicación de escritorio (disponible para Windows, Mac OS X y Linux)
  2. Para trabajar con él online, lo que además da la posibilidad de trabajar con varios miembros en el mismo proyecto.

Tal vez su punto más fuerte sea su facilidad de uso.

Inkscape

Programa para impresion Inscape.

Disponible para Windows, Mac OS X y Linux

Es una aplicación de las denominadas de código abierto muy popular también entre profesionales y es de una potencia más que significativa.

Un completísimo software de vectores de alta calidad con el que podrás crear casi lo que quieras:

  1. ilustraciones
  2. logotipos
  3. diagramas
  4. mapas
  5. folletos
  6. carteles...

Con él podrás utilizar herramientas de dibujo tan potentes como las Illustrator. Inkscape puede importar y exportar archivos del tipo SVG, AI, EPS, PDF, PS, PNG... La interfaz, comparada con todo lo que puedes hacer, es muy intuitiva y obtendrás los primeros resultados satisfactorios con gran rapidez. Además, puedes personalizar sus funcionalidades con complementos.

SVG Edit

SVG Edit.

Este editor de gráficos vectoriales online sólo utiliza JavaScript, HTML5, CSS y SVG. Esto implica que funciona en el navegador y no requiere comunicación con servidor alguno. Sus herramientas son capaces de crear y editar diseños vectoriales (dibujo a mano alzada, formas, texto, imágenes rasterizadas, degradados...)

Editores de imágenes

Krita

Krita, programa de dibujo vectorial.

Disponible para Windows, Mac OS X y Linux.

Puedes importar pinceles y paquetes de texturas de otros usuarios para ampliar tus herramientas. También puedes personalizar su interfaz con tus propios paneles y atajos. Cuenta con asistentes de dibujo, herramientas de clonación gestión de capas y máscaras.

Trae consigo con una amplia variedad de perfiles ICC para cada necesidad. El software lee y escribe archivos PSD y puede ampliar la funcionalidad a través de numerosos plugins.

Gimp

Gimp, programa de diseño grafico gratuito.

Disponible para Windows, Mac OS X y Linux.

Versátil paquete de edición de gráficos que le permite realizar tareas como retoque fotográfico, composición y creación de imágenes. Dispone de herramientas como pintar, corregir color, tampón de clonar... Soporta formatos JPEG, GIF, PNG y TIFF. Al igual que Krita, tienes a tu disposición un montón de plugins.

Hay algo importante que remarcar: no puede trabajar con el espacio de color CMYK, por lo que para no es válido para trabajos de imprenta, aunque siempre podrás convertir el RGB generado con este software con otra  herramienta… aunque esto ya supone una complicación añadida.

Paint.NET

Paint, software para diseñar e imprimir.

Disponible sólo para Windows.

Orientada a la facilidad de uso y para diseñadores gráficos principiantes, tiene una interfaz simple e intuitiva. Su punto fuerte es el retoque y edición de fotos e imágenes con curvas y ajustes de brillo y contraste y efectos especiales como desenfoque, nitidez o eliminación de ojos rojos.

También incluye división por capas, historial de acciones y herramientas para curvas, degradados, formas y selecciones.

Autoedición

LibreOffice

LebreOffice, programa de autoedión para imprentas.

Disponible para Windows, Mac OS X y Linux.

Es una herramienta poderosa con gran variedad de funciones que te ayudarán a desarrollar el trabajo con gran rapidez. Incluye varias aplicaciones, de las cuales Draw resultará útil para crear gráficos vectoriales y diagramas de flujo. Es una buena elección para dibujos técnicos, folletos, carteles y otros productos de impresión sencillos. Draw incluye los medios necesarios para manipular imágenes y es capaz de trabajar con una impresionante variedad de formatos de imágenes y documentos, incluyendo PDF de alta calidad imprenta.

Scribus

Scribus.

Disponible para Windows, Mac OS X y Linux.

Puede parecer una exageración, pero Scribus viene a ser algo así como el hermano gratuito de Adobe InDesign. Especialmente útil en la maquetación de documentos multi-páginas, aunque también se puede utilizar para diseñar flyers o carteles, que sólo requieran el diseño de una página. Incluye tutoriales gratuitos disponibles online. Es compatible con las funciones de publicación profesional desde el primer momento. Los colores CMYK, los colores planos y los perfiles ICC forman parte de su fiable gestión de color, que le permite controlar la visualización y la conversión de los colores. Las características incluyen herramientas de dibujo vectorial, importación y exportación de muchos tipos de archivos.... A la hora de imprimir, ofrece creación de PDF profesional con múltiples opciones de configuración.

Con Scribus podrás diseñar una amplia gama de productos de imprenta, desde tarjetas de visita o pegatinas hasta revistas o libros completos.

Canva

Canva.

Trabaja online, es fácil de usar y de aprender. Incluye fotografías de archivo, arte vectorial e ilustraciones para que las utilices o, por supuesto, puedes subir las tuyas propias. También te ofrece la opción de editar automáticamente las imágenes con los filtros que te ofrece o emplear herramientas avanzadas de edición fotográfica.

Sus funciones básicas son gratuitas, mientras que las avanzadas están disponibles en forma de suscripción.

Gsuite

Gsuite.

Gratuito como versión de prueba y para uso privado

Propiedad de Google, es el lugar donde ha agrupado sus aplicaciones de comunicación, colaboración y productividad que antes se llamaban Google Apps. Con gran rapidez, puedes utilizar documentos e imágenes para crear diseños sencillos de pegatinas, flyers, cartelería, sobre todo cuando utilices los gráficos, diagramas y datos basados en las hojas de Google. Su gran ventaja es la fácil colaboración con otros, pero para la manipulación de imágenes y el arte vectores, G Suite no es su mejor elección.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[¿Por qué es tan importante la resolución a la hora de imprimir?]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/importancia-de-resolucion-para-imprimir.html Nos metemos en aguas pantanosas. Es, sin duda, la pregunta estrella que le hacen al Servicio de Atención al Cliente de esta imprenta: ¿Qué resolución tienen que tener los archivos que mande a la imprenta online? Creemos que en el fondo está la confusión de que si en una pantalla de gran tamaño se ve perfectamente una imagen, ¿por qué para imprimirla en papel o en otro soporte necesita más resolución por pulgada.

Así que, intentemos poner un poco de luz en este tema que es apasionante y sencillo una vez que se entiende debidamente.

Resolución de impresión

Se trata simplemente del nivel de detalle de una imagen impresa. Así de sencillo. Más resolución implica un mayor detalle y normalmente se mide  en puntos por pulgada (DPI o PPP). Cuanto mayor sea el número de puntos que conforman la imagen del archivo, más puntos se imprimirán por pulgada y, como consecuencia, mayor será la resolución de la imagen. Es fácil, entonces, deducir que mayor será la calidad en cuanto a nitidez y detalle. Una imagen de alta calidad se ve nítida, clara, profesional, mientras que una imagen que peque de baja resolución se ve borrosa, pixelada y, si me permitís, chapucera. Cuando se crea la imagen de origen, hay que cerciorarse al 100% de que tiene la resolución necesaria. Podemos establecer una regla general, que sería algo así como: a mayor resolución, mejor imagen.

Y otra máxima: El tamaño siempre se puede reducir sin pérdidas, pero aumentarlo por interpolaciones conllevará en todos los casos pérdidas de calidad. Debemos procurar que la fotografía, la ilustración, la forma... tenga la resolución más alta y las dimensiones de imagen que podamos conseguir. La única consideración es que necesitaremos diferentes resoluciones en función del tamaño de la imagen impresa, dónde se mostrará y cómo se imprimirá. Y ésta es la madre del cordero, porque aquí es dónde llegan muchas confusiones al respecto. Pongamos un ejemplo:

Una valla publicitaria de 8 x 3 metros puede imprimirse con un DPI más bajo que un tríptico A4, aunque sea más grande. Uno de los problemas más comunes a los que nos enfrentamos las empresas de impresión, es que los clientes suben archivos digitales con una resolución demasiado baja para imprimir. Cuando se trata de imágenes de origen, más grande es siempre mejor. La razón es sencilla. Hagámonos una pregunta: ¿desde qué distancia veremos esa valla?, ¿y desde qué distancia veremos el tríptico?

La resolución de impresión puede ser un asunto muy técnico, pero si mandamos nuestros archivos a una imprenta online es imprescindible que entendamos bien su importancia y comprendamos por qué es tan determinante a la hora de imprimir. Entremos un poco más en detalle en ello.

Para impresiones digitales se exige una resolución de 300dpi.

Cómo elegir la resolución apropiada para imprimir

La resolución estándar está establecida en 300 puntos por pulgada, por debajo de ella surgirán los problemas. Cualquier cosa inferior a 300 dpi dañará seriamente la calidad de la imagen. Dicho esto, elegir la resolución óptima se trata de discernir en qué punto ya no se pueden ver los píxeles de una imagen. Para resolver esto, tendrás que considerar otro factor importante: la distancia de visión (cómo sugeríamos en el ejemplo de la valla publicitaria).

Distancia de visualización

Es un factor clave para establecer la resolución perfecta. No es extraño que haya clientes de una imprenta online que ni siquiera se planteen la distancia desde que se verá lo que se imprime, pero en realidad puede significar la diferencia entre 300 ppp y 80 ppp. Mientras que el método de impresión y el material sólo afectarán ligeramente a la calidad de la imagen, la distancia de visión afecta a la resolución requerida de varias maneras, simplemente porque si te alejas de una imagen, los píxeles parecen más pequeños. Así de sencillo.

Si estás realizando el diseño de un flyer, una revista o un díptico (que va a ser sostenido en la mano para leerlo), entonces lo óptimo es 300 ppp. Nunca menos. Si el diseño se muestra a distancia (lonas que tapan las obras de un edificio, carteles de gran formato, vallas publicitarias...), puede imprimirse un buen trabajo con muchos menos detalles. Por lo tanto, pongamos por caso, un póster de 70 x 1000 cm necesita una resolución mínima de aproximadamente 150 ppp, porque calculamos que la distancia mínima de visualización será de, aproximadamente, 2 metros. Pero, cuidado, no bajemos nunca de esa resolución en impresión offset, se considera una línea roja que no debe traspasarse si queremos resultados buenos.

En resumen: cuanto más lejos se encuentre el espectador, menor resolución se precisará. Pero recuerda, mejor pecar de resolución alta que de lo contrario.

Resolución no significa Tamaño

Si entiendes lo que ahora te vamos a contar, lo tienes hecho. Pon atención, porque aquí es donde falla la mayor parte de la gente. La resolución es una medida de la densidad de píxeles, no del tamaño. Insistimos: de la densidad de píxeles. Es decir, un cartel de 50 x 70 cm puede tener los mismos píxeles por pulgada que unas tarjetas de visita de 8,5 x 5,4 centímetros. Recuerda que se trata de puntos por pulgada, por lo que no se relaciona con el tamaño de la imagen. Volvamos al ejemplo de la valla publicitaria: puede tener muy pocos puntos por pulgada si se va a mostrar muy lejos, porque nuestros ojos no son capaces de distinguir los puntos a esa distancia; por lo tanto, en este caso estamos hablando de un gran tamaño con una baja resolución. En cambio, el tamaño sí influye en la resolución. Reducir la resolución a la mitad, significaría duplicar el ancho y la altura de la imagen impresa para mantener la calidad. Por ejemplo, supongamos que vamos a imprimir unas pegatinas que miden 10 x 5 centímetros, ya hemos insistido en que en este caso la resolución correcta es de 300 píxeles por pulgada. Si ahora llevamos esa imagen a Photoshop y la hacemos el doble de grande, podemos escoger dos opciones:

  1. Pasar de 300 ppp a 150 ppp (la impresión se verá mal)
  2. Utilizar la herramienta de interpolación de píxeles, duplicar el tamaño y decirle al software que mantenga la resolución a 300 ppp (la impresión saldrá borrosa, porque el programa se ha inventado puntos que no existían para pasar de los 150 disponibles a los 300).
    Resolución correcta e incorrecta para imprentas.

    Imagen con buena resolución desde el origen e imagen interpolada. La pérdida de definición es más que notable.

Impresión y visión digital

En lugar de puntos circulares, las imágenes de los ordenadores emplean píxeles cuadrados. La resolución en un ordenador se mide en píxeles por pulgada, que se convierte directamente en puntos por pulgada cuando hablamos de impresión. Conclusión: una imagen de 300 píxeles por pulgada equivale a 300 puntos por pulgada. Lógico.

Pero, atención a esto: la imagen de tu diseño puede parecer enorme en tu ordenador, pero aún así es una baja resolución para imprimir. Esto se debe a que una imagen digital que tiene muchos píxeles (por ejemplo 4.000 x 3.000) se verá muy bien, pero todavía puede tener unos píxeles por pulgada insuficientes (por ejemplo 20), lo que significa un desastre total cuando se imprima a un cierto tamaño. Por si fuera poco, la resolución de la pantalla también determinará el tamaño de la imagen al verla en el equipo. El tamaño de salida parecerá más pequeño en una computadora de alto rendimiento, porque tiene una resolución de pantalla de mayor calidad. Además, los monitores utilizan sólo una fracción de la resolución de la imagen cuando la muestran. Con una resolución de pantalla de 1.024 x 768 píxeles, las imágenes se muestran con sólo 0,8 megapíxeles. Por el contrario, una fotografía de calidad profesional se imprimiría entre 8 y 10 megapíxeles. Pero no te agobies con todas estas cosas técnicas. Si las entiendes a la perfección, mucho mejor, pero si no quédate con esto y todo irá bien: si la imagen digital es de 300 píxeles por pulgada (al tamaño que se vaya a imprimir), todo estará bien.

Concluyendo

La resolución de imprenta puede parecer complicada, pero en realidad es muy simple. Es posible que necesites una resolución diferente en función de lo que vayas a imprimir, el tamaño y la distancia a la que se verá. En caso de duda, más es siempre mejor. Considera que 300 puntos por pulgada (o 300 píxeles por pulgada) es la resolución perfecta, y que con ella no fallarás para imprimir folletos, carteles, pegatinas, tarjetas de visita o cualquier otra cosa que se vaya a ver desde corta distancia. Los carteles pueden permitirse el lujo de tener una resolución menor, pero sin bajar nunca de 150 ppp, ya que generalmente son más grandes y se ven a distancia. Pero si puedes hacer un póster de 300 ppp, deberías hacerlo, el resultado será mejor sin duda. Y, para concluir, el material impreso no tiene que ver con lo que se ve en un monitor o en una pantalla.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[Cientos de plantillas para hacer tarjetas de visita]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/plantillas-para-hacer-tarjetas-de-visita.html Cuando tenemos el proyecto de abrir una nueva empresa, negocio o establecernos como autónomos, una de las primeras cosas que deberían hacerse es el desarrollo de la imagen corporativa, aunque lo cierto es que en ocasiones no suele ser así. Y no es extraño. En España es tan complicada la burocracia, las decenas de trámites que hay que llevar a cabo para fundar una empresa que los asuntos relacionados con la imagen de marca pasan a un segundo plano y al final uno se da cuenta de que es imprescindible y se hace con prisas.

Si además no se cuenta con presupuesto para contratar un buen diseñador porque se va justo de dinero y uno encuentra en la tesitura de tener que ponerse a diseñar algo tan importante como unas tarjetas de visita, una página como de la que vamos a hablar puede ser una solución, al menos hasta que las cosas se pongan en su sitio y podamos encargar a algún profesional un diseño que vaya más acorde con los servicios o productos que ofrecemos.

Que nadie se dé por ofendido, porque desde La Gran Imprenta siempre recomendamos ponerse en buenas manos para cualquier tipo de diseño. Al final, sale rentable si se hacen las cosas bien. Pero, como decíamos al principio, hay ocasiones en las que no queda más remedio que echar mano de plantillas y salir del paso dignamente. Contar con una buena imprenta online va a asegurar, además, excelentes precios sin que la calidad del producto sufra.

Y he aquí que hemos encontrado un sitio web en el que ofrecen, de manera gratuita, cientos de modelos de tarjetas, mala suerte sería que ninguna se adecuase a lo que necesitas. Por si fuera poco, todas las tarjetas de visita están en formato vectorial, con lo que podrás adecuarlas al tamaño que necesites sin pérdida alguna de calidad y podrás quitar o añadir los elementos que quieras.

Cuando te descargues un modelo (o varios) te vas a encontrar con un archivo comprimido que contiene tres formatos:

  1. Para Adobe Illustrator (AI)
  2. Para Corel (cdr)
  3. Un formato universal para vectores que se abre con cualquier software vectorial (eps)

Os dejamos el enlace en la propia imagen. Pinchando en ella accederás a un universo de tarjetas listas para que las rellenes con tus datos. De la impresión ya nos encargamos nosotros. No te preocupes, va a ser excelente.

Plantillas para la impresion de tarjetas de visita.
]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[¿Se han convertido las imprentas en herramienta de vanguardia del márketing?]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/las-imprentas-herramientas-vanguardia-marketing.html Aquellos que sean especialistas en márketing saben que hay tres importantes cuestiones a tener en cuenta en cualquier campaña que aspire a ser efectiva:

  1. Sencillez.
  2. Ser capaz de “tocar el lado humano”.
  3. Generar confianza.

Dicho así, con esta sencilla enumeración, pareciese que cualquiera fuera capaz de poner en marcha una rentable campaña en cuestión de horas. Pero cada uno de estos factores es un complejo entramado y hay que saber tocar las teclas exactas del piano.

Crear una buena campaña publicitaria que suponga no sólo un retorno de la inversión, sino una consolidación de marca o unos beneficios económicos, es casi un milagro que muy pocos saben hacerlo realmente bien.

Después de tantos estímulos digitales, tras una época en la que parecía que todo pasaba por bombardearnos con contenidos digitales y campañas cuya base era por entero Internet como medio de transmisión indiscutible, parece que el márketing que sale de una imprenta vuelve a recuperar el valor que siempre tuvo y, como consecuencia, están surgiendo nuevas tendencias muy interesantes para volver a lo que se puede no sólo ver, sino tener en las manos, tocar y hasta oler.

Imprenta como elemento de marketing.

En todo este huracán de la era de la comunicación, ser capaz de sostener algo tangible genera un tipo de conexiones profundas entre los consumidores y construye credibilidad con sus clientes potenciales. Además, los estudios sugieren que los consumidores confían más en la impresión que en cualquier otro medio. Es demoledor el dato de algunos estudios que están empezando a arrojar conclusiones que podrían sonar sorprendentes: la publicidad que sale de una imprenta es más confiable que la digital, tal vez debido a una excesiva saturación de anuncios cada vez que alguien navega por Internet. Claramente, la impresión tiene una autenticidad que a menudo no se puede lograr digitalmente.

En estos momentos, es posible afirmar que imprimir campañas de marketing impreso está experimentado un renacimiento. En 2017, se gastaron más de 15.000 millones de dólares en la impresión de flyers sólo en Estados Unidos. Con el terreno en parte abonado, ahora es cuestión de las imprentas online conciliar estas dos columnas: aprovechar las ventajas que ofrece la facilidad de compra a través de Internet y adaptarse a los nuevos tiempos ofreciendo productos innovadores. Y de esto precisamente es de lo que vamos a tratar en este artículo: ¿hacia dónde se dirige el márketing impreso?, ¿qué caminos hemos de tomar las imprentas?, ¿de qué forma hemos de innovar y evolucionar para satisfacer a un nuevo mercado? ¿Se están situando las imprentas online a la vanguardia del márketing?

Abordémoslo punto por punto.

Lo sencillo

Los contenidos digitales (o las campañas publicitarias digitales) se han convertido en una especie de lluvia que no cesa, entrar en la Red es saber con seguridad que nos van a disparar por todos lados y, al final, uno se acostumbra a ello y el cerebro opta por obviar todos esos estímulos. Sencillamente, deja de verlos porque se han vuelto repetitivos, inestables y complejos.

No son pocos los que quieren regresar a lo sencillo y honesto y dejarse de ventanas que abren sub-ventanas que a su vez genera otra sub-ventana por debajo con una música insoportable para rematar la faena. En este sentido, la apuesta es el minimalismo que, bajo nuestro punto de vista, es el camino a seguir: la prevalencia de una imagen con un propósito elegante y claro, con textos directos y cortos, con espacios blancos que hagan que el mensaje respire y no nos agobie e invada. Y en esto tienen mucho que decir no sólo las imprentas, sino también los diseñadores y los directores creativos.

Impresión dirigida a personas

Seríamos unos necios si negásemos que Internet ha llegado para quedarse y que cada vez tendrá más importancia en el mundo que nos ha tocado vivir. No digamos ya para las próximas generaciones. En lo que sí insistimos es en que si la publicidad tiene un importante factor de diferenciación con la competencia, las imprentas vamos a representar a partir de ahora una alternativa muy interesante para conseguirlo. Y aún se puede ir un paso más allá.

Imprimir de una manera personalizada (dirigida al individuo y no a la masa, a la persona y no al big data) puede llegar al consumidor de forma individual y establecer una relación interesante. Técnicas como la impresión de carteles personalizados, flyers y correo postal directo le darán a tus campañas salidas de las máquinas de la imprenta una ventaja.

Rizando el rizo, ¿por qué no segmentar el público al que queremos llegar con una nueva página web e informarle de que ese medio digital existe a través de un elegante y distintivo folleto? Suena un poco raro, ¿no? Pues he ahí la diferencia.

Aclarando un poco más este concepto, la impresión no debe ser vista como el enemigo del marketing digital ni viceversa, sino como dos estrategias que pueden funcionar conjuntamente con excelentes resultados. Una interesante sinergia: el beneficio que supone la suma de lo que ofrece una imprenta y el universo digital. Las nuevas tendencias del marketing de impresión tienen esto en cuenta.

Pensemos, por ejemplo, en los códigos QR impresos en un cartel, simplemente con leerlo con un dispositivo móvil nos conducirá a una web donde nos amplían debidamente la información. En un momento tienes en tus manos un sencillo folleto y al minuto siguiente estás metido de lleno en un mundo virtual. Traer clientes potenciales a tus canales digitales también te permitirá aprovechar las herramientas de los social media y otras clases de software digital para captar clientes potenciales y aumentar el tan deseado retorno de la inversión. Y esto es, actualmente, lo último en experiencia de marketing.

Marketing de imprenta dirigido a empresas y negocios.

Adaptación en cuanto al tratamiento del color

Sería exagerado decir que el color lo es todo, pero no lo es afirmar que juega un papel determinante en el diseño gráfico. Una elección equivocada puede (suele) destrozar por completo un diseño.

La empresa Pantone, que de esto sabe un rato largo, anunció a principios de este año 2018 tendencias en impresión en paletas de colores iridiscentes y un alejamiento de los tonos pastel hacia colores más brillantes y mucho más atrevidos. Según la opinión de esta reputada empresa, los colores intensos parecen ser una aplicación natural de nuestros estilos de vida y procesos de pensamiento acelerados en esta época que nos ha tocado vivir.

En este sentido, el material impreso cuenta con técnicas que Internet (al menos de momento) no puede utilizar. Veamos algunas.

Prueba de corlor en una impresión digital.

Impresión con stamping

¿Quieres que tu publicidad impresa sea llamativa a más no poder?, pues haz que brille… y hablamos literalmente. El stamping es una técnica de post-impresión que sorprendentemente no se utiliza con tanta frecuencia como cabría esperar. Consiste en aplicar una fina capa metálica en aquellas zonas del papel que queramos darle un efecto metálico que difícilmente pasará desapercibido.

En La Gran Imprenta Online ofrecemos dos tipos de stamping: el efecto oro y el plata. Es un tipo de finalizado elegante que siempre sorprende y que suele mejorar las expectativas de los clientes que nos lo encargan, si es que antes no han tenido en sus manos algo elaborado con esta técnica.

El stamping, técnicamente hablando, aporta mejores resultados sobre diseños sencillos con líneas de cierto grosor, además, tiene la ventaja añadida de que es muy duradero.

Impresion digital, tecnica stamping.

El sentido del tacto

Diversos estudios han venido a demostrar desde hace tiempo que lo táctil es, de entre todos los sentidos, el que tiene el mayor impacto en el cerebro humano. Cuando sostenemos algo con nuestras manos, llega al nivel más profundo del cerebro.  Al aprovechar la sensación háptica, los medios impresos crean una conciencia de marca duradera y consistente.

Si, además, añadimos a la impresión de un folleto detalles como que ciertas zonas tengan relieve (también denominado gofrado en Artes Gráficas) o barniz 3D, estaremos aportando una textura que marcará inconscientemente a la persona que lo toque y lo sienta. ¿Puede Internet aportar esta serie de sensaciones? La respuesta es no.

Imprimir flyers con relieve

Barniz selectivo

Si le hablamos a alguien ajeno al entorno de las imprentas de “barniz reserva”, lo más probable es que piense que se trate de un barniz que ha envejecido en barricas de roble americano. Y no. Nada que ver.

En realidad es otra maravillosa técnica de post-impresión que, como las anteriores destaca una parte de lo impreso, de ahí lo de “reserva” o “selectivo”. Es un barniz que posee un muy alto brillo y que se aplica tras la impresión en las partes en las que el diseñador haya decidido, resaltando, de esta manera, las zonas que más quiera destacar, ya sea desde el punto de vista del mensaje o como una cuestión estética que añade valor al conjunto del diseño. Aporta brillo y también profundidad a una imagen, forma o tipografía.

 

El presente y el futuro de las imprentas

Después de unos años de retrocesos espectaculares que vaticinaban la casi desaparición del sector de las Artes Gráficas, la industria de la impresión no ha hecho más que crecer en 2017 y lo mismo está sucediendo en lo que llevamos de 2018. Alguien podría argumentar que es sencillo que esto ocurra, porque los niveles eran tan bajos que ir a mejor es cosa sencilla. Sin embargo, este crecimiento, desde nuestro punto de vista y desde el de otros profesionales y estudiosos del mundo de la impresión, publicidad y comunicación, se debe a una saturación de lo que nos llega desde los medios digitales y una vuelta a lo tradicional. Parece ser que de repente las imprentas hemos pasado a ser vanguardia. ¿Quién lo hubiera dicho en 2014?

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[Cómo diseñar una carta o menú de restaurante]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/como-hacer-una-carta-menu-de-restaurante.html Quién no ha ido a comer o a cenar a un restaurante y se ha quedado perplejo de lo mal diseñada e impresa que estaba la carta de menú... y hasta se le ha quitado el hambre. En muchas ocasiones hasta sucede que un establecimiento de una muy buena categoría ha descuidado por completo el diseño y la impresión de uno de los elementos más importantes (y sin embargo más baratos) de su negocio.

El fin de este artículo es dar una serie de nociones para que no se cometan errores de bulto y que estas cuantas líneas sirvan al menos para mostrar el camino a seguir para imprimir un menú elegante y funcional  Si lo conseguimos, nos daremos por satisfechos.

Portada de menu de restaurante.

Usar Colores que estimulen el hambre

Este título puede parecer que es un tanto extraño, pero no se trata de una afirmación que se supone, sino que se basa en rigurosos estudios de cartas de restaurantes modernas. El cerebro humano es así. ¿Y qué disciplina se ha ocupado de estudiar esto?, la Psicología del color, claro. Veamos algunos ejemplos.

Los colores que estimulan el apetito (en los menús españoles, en los chinos, en los famosos, menso famosos...) son aquéllos que resultan indicados para resaltar los elementos más importantes en el menú de restaurante o de un bar que ofrezca comida, tapas o raciones y necesiten una carta donde elija el cliente lo que quiere elementos importantes de su menú.

De modo general, podemos decir que el naranja, el turquesa, y el amarillo son apropiados. Insistimos, de manera general. Estos colores hacen que la gente se sienta feliz, relajada y abierta a sugerencias.

Por ejemplo: Imaginemos que tu restaurante es un vegetariano, la carta debe incluir verdes en todos los casos, por supuesto, pero si incluimos en algún lugar del menú los colores que mencionamos hace un momento, todo indica que la cosa mejorará.

Pensemos también en los restaurantes tan de moda de comida rápida. Piensa en cuáles utilizan: colores muy brillantes y lo hacen además dando una vuelta de tuerca más: Utilizan el rojo para dar una sensación de urgencia (también lo utilizan, como estarás pensando, los bomberos o las ambulancias, y eso queda en nuestro subconsciente). Eso provoca dos cosas: la primera que elijas que vas a comer sin pensar demasiado y, la segunda, y parece que es la más importante, para que no permanezcas mucho tiempo en ellos y se produzca mucha rotación en su clientela.

De manera que piensa que tipo de negocio de hostelería tienes y qué colores deben ir en tu carta - menú. ¿Verdad que ahora te parece más importante de lo que creías?

Ejemplo de menu de bar.

Elección de los colores para la carta de menú

Inclínate por 2 colores, no más. Podrías incluir tres, pero lo ideal es uno, al menos una predominante, que no quepa duda que es el "color jefe". Una paleta reducida cohesionará el menú y le dará una apariencia profesional, sin parecer desordenado ni recargado. Los diseños recargados aturden... y eso, en este caso, es lo que menos conviene.

Aire y sencillez para el diseño de una carta de restaurante

Procura no ser barroco, no intentes aprovechar el papel todo lo posible y meter las cosas a presión. No es lo mejor que puedes hacer, tenlo por seguro. Tú también eres cliente de otros restaurantes o bares y sabes que una carta llena de cosas agobia y desconcierta, además de que se tarda mucho más en pedir la comida. Ser capaz de tomar una decisión rápida hace que la experiencia sea más positiva para los clientes hambrientos, en lugar de pasar años tratando de elegir entre muchas opciones.

Que se vea mucho espacio en el papel. Que las diferentes opciones cuenten con una buena separación, que el menú se vea limpio (menú limpio = cocina limpia... y viceversa).
Imágenes sencillas. En el caso de que haya fotos, que estén bien hechas y no parezca que el pollo con patatas se hizo en la década de los 80 del pasado siglo.
Líneas limpias y, esto es muy importante, tipografía fácil de leer, muy clara y sin lugar a equivocaciones. ¿Quien no ha ido alguna vez a un restaurante que tenía un menú con tipo de letra ilegible? Y esto supone otra pérdida de tiempo más.

Carta de restaurante elegante para imprimir.

Deja claras las secciones

Entramos en un asunto especialmente importante. Nuestro cerebro ha aprendido a leer desde que era un cerebro pequeñito. Eso le ha marcado hasta tal punto que ha cogido unas costumbres que son inamovibles del todo. Está preparado para leer de una determinada manera, y eso incluye dirección de lectura, lugares más importantes de la página, y texto que les llaman la atención porque, por ejemplo, todo está en minúscula menos unas cuantas palabras que aparecen en la carta de restaurante en mayúscula

Siéntate el tiempo que sea necesario y piensa en cómo te gustaría a ti ver un menú. O acude a comer un sitio, pide la carta y sácale todos los defectos, hasta que digas: "yo no lo haría así, lo haría de esta manera".

Ya sea que hayas optado por un menú A4 de doble cara o un folleto de tres pliegues, asegúrese de que el flujo de cada sección tenga sentido para la forma en que navega el ojo por un menú de forma natural.
Crea secciones claras que fluyan una hacia la otra y que se puedan navegar fácilmente mediante encabezados. Hemos utilizado el verbo "navegar" apropósito. Cuando se diseña una página web, lo primero que se considera es su arquitectura, qué va a llevar a dónde, cómo va a navegar el usuario. eso mismo es aplicable para un menú.
Resalta las sugerencias utilizando cajas, contornos, elementos que llamen la atención. Pero hazlo de manera sutil, sin que parezca que le estás queriendo vender algo a tu cliente porque te lo quieres quitar de encima.
Si tu clientela es internacional, cosa que con seguridad tu restaurante está ubicado en alguna zona turística de España, es muy conveniente que dispongas de un menú en inglés. Al fin y al cabo se está convirtiendo en el idioma que todos, más o menos, manejamos cuando estamos fuera de nuestro país.

Carta de restaurante con las secciones bien divididas.

¿Una hoja de carta o un menú con varias hojas?

Si lo has pensado y has llegado a la conclusión de que tu menú tiene que estar compuesto por varias páginas (que es lo normal), considera si va a ir encuadernado o si, por el contrario se va a tratar de una carta plegada. Si éste último es tu caso, ten en cuenta el tipo de plegado y asegúrate de que al doblarlo no se va a perder ninguna imagen, foto o texto. No es ninguna tontería, es una de los errores más frecuentes con los que nos encontramos en esta imprenta online.

No escatimes a la hora de imprimir el menú. Hazlo en un buen papel, con una imprenta que te ofrezca diferentes tamaños, con buenos acabados, con experiencia. Déjate aconsejar por la imprenta y, si es necesario, consúltales cómo se imprime, qué papel utilizan...

Menús de cafeterias en distintos tamaños.

Las fotos

Tema complicado éste donde los haya. Como se suele decir, hay mucha plancha aquí. En todos los casos (o, bueno digamos en casi todos, venga) es preferible un menú sin fotos que uno al que le salen las fotos por las tapas (las tapas de la carta del restaurante, aclaramos).

Si te resulta tentador meter mucha foto... ¡no lo hagas! Necesitas espacios blancos y un diseño claro y despejado para facilitar las decisiones de los comensales (y hacer más rápidas las peticiones de tus clientes, recuerda), demasiados pueden aturdir al cliente y causarle una sobrecarga sensorial.

En cierta ocasión tuvimos que imprimir uno menús que nos dejaron con la boca abierta (nótese el doble sentido de la expresión). El menú estaba muy bien diseñado. El que lo hubiera hecho era, sin duda, un buen diseñador. Pero lo sorprendente llegó al ver que había incluido al final una anexo con unas extraordinarias fotos de todos los platos (que tampoco eran demasiados). Unas fotos por cierto que abrían el apetito.
Esto nos lleva a subrayar la importancia de que, si las hay, tenemos que contar con buenas fotos. Contrata a un profesional, que se lleve los platos a su estudio, o que monte un pequeño estudio en tu cocina y que haga las fotos sabiendo lo que hace. Te será rentable. Es algo que se suele olvidar. Lamentablemente.

Foto de carta de restaurante.

La tipografía adecuada

Insistimos en que un menú debe ser fácil de leer y en esto la tipografía es clave. Fuentes sencillas, si adornos, que no retrasen la lectura bajo ningún concepto, y así seguiremos ganando tiempo. No existe una norma sobre cuáles utilizar, porque va a depender en gran medida del tipo de establecimiento, en cualquier caso, un ruego, una súplica tal vez: por favor, no utilices la Comics Sans. Jamás. Pase lo que pase. Bajo ninguna circunstancia.

Cartas de restaurante personalizadas y baratas.

Cómo decorar una carta

No hay recetas, nunca mejor dicho, milagrosas. La decoración, o el diseño en general, depende de la experiencia y el buen gusto que se tenga a la hora de sentarse delante del ordenador. Insistimos en que el menú de un establecimiento gastronómico es un asunto de tan importancia que debe ponerse siempre en manos de un profesional. Conviene, además, que el diseñador tenga experiencia suficiente no ya en diseño, sino también en la elaboración de menús para otros restaurantes.
Como dueño del establecimiento, debes aclárale las líneas generales, el estilo que quieres que tenga y que vaya acorde con tu negocio. Es importante que cuando el diseñador empiece tú ya tengas, aunque sea hecho a mano, qué es lo que va a incluir ese menú, que lo tengas dividido por secciones y que en realidad lo que tenga que hacer él es maquetar y diseñar toda esa distribución para que el resultado sea elegante.
Procura quedar satisfecho al 100% con el resultado. Desde luego que lo más importante es la calidad de tu comida y el trato el cliente, la comodidad de tu local... pero no infravalores el poder que tiene el primer contacto entre tu cliente y la comida que aún no ha probado.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[Una sin serifa de tipo geométrico: Cobert]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/sin-serifa-geometrica-covert.html ¿Que qué traemos hoy? Pues, veréis, nos hemos dado cuenta de que antes traíamos con mucha más frecuencia en este blog de la imprenta online fuentes tipográficas que nos gustaban, y queremos recuperar esa buena costumbre.

Así que, dicho y hecho. He aquí una fuente tipográfica llamada Cobert que nos ha parecido elegante. Se trata de una tipografía clasificada dentro de las sin serifa de tipo geométrico y que, al menos eso nos parece, le debe mucho a Bauhaus. Los círculos perfectos se ajustan para generar un tipo de letra natural y de fácil legibilidad.

Esperamos haber acertado y que a vosotros también os parezca digna de mención. Seguramente muchos de vosotros ya la conocíais, pero para aquéllos que la descruban ahora puede ser un buen hallazgo, digno de meterse en el cajón de tipografías preferidas.

Tipografica geometrica cobert
Abecedario Cobert
Tipografía geométrica Cover en cursiva.
]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[¿Cómo preparo mis archivos para imprimirlos en la imprenta online?]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/como-preparo-mis-archivos-para-imprenta-online.html En este artículo no intentamos más que darte unos consejos rápidos para que tengas una noción bastante exacta de cómo tienes que adecuar tus documentos para tener el menor número de problemas posibles a la hora de la impresión.

Cada vez son más los clientes que optan por una imprenta online y hacer ellos sus propios diseños por primera vez y, como es lógico, desconocen unas cuantas reglas que son los pilares para obtener una impresión de calidad.

Si tras leer esta entrada te quedas con ganas de saber más, puedes leer artículos más extensos y detallados que te ayudaran a hacer las cosas paso a paso. Aunque siempre revisamos los archivos que nos llegan, el proceso de impresión se acelera si los diseños que nos envían vienen listos para meterlos en máquinas, ya que si no se produce un retraso por el intercambio de correos, corregir los defectos, aprobar pruebas...

De manera que tratemos de orientar un poco a aquéllos que nunca han diseñado para imprimir, aunque sí lo hayan hecho con el fin de publicarlo en Internet. Son cosas muy diferentes adecuar diseños para verlos en la pantalla de un ordenador o en un dispositivo móvil que para imprimirlos en papel o en cualquier otro material de forma profesional.

Impresión en CMYK

Si tienes dudas, habla con nosotros

Ten en cuenta que el servicio de atención al cliente o cualquier profesional de impresión pueden ayudar a guiarte en cuanto a plazos y eficiencia en la impresión. Al final, esto redunda en un ahorro de tiempo y ya se sabe que el tiempo es dinero.

Tamaños

Éste es un asunto muy importante que algunas veces se entiende mal, porque se confunde resolución de documento y tamaño final. Cerciórate de que estás diseñando al tamaño que vas a imprimir aunque, como veremos en el siguiente apartado, vas a tener que añadir a tu archivo unas medidas un poco mayores, y esto se especifica en todas las fichas de los productos de nuestro catálogo de imprenta. Aquí puedes ver un ejemplo de una ficha de producto en el que se concretan cuáles son las medidas de diseño y cuáles las finales, y por finales entendemos las que tiene la impresión una vez finalizado el corte. Asegúrate de que el diseño de la pieza está al tamaño exacto de lo que deseas imprimir. De nuevo, el que recibamos los archivos con el tamaño exacto evitará correcciones y, una vez más, tendrás tu trabajo en menos tiempo.

Sangrado

Antes hablábamos de la diferencia entre el tamaño de diseño y el tamaño final. ¿Por qué son diferentes? ¿Por qué tienes que diseñar con dimensiones un poco mayores de lo que medirán finalmente tus pegatinas o tus flyers o folletos, por mencionar algún producto?

Tal vez con un ejemplo se entienda mejor. Imagina que vas a imprimir unos marcapáginas. El diseño te ha quedado precioso. Tienes una librería y te ha parecido una buena idea regalar a tus clientes un marcapáginas cada vez que compran un libro. Genial. Has acertado con la idea. Has mirado el catálogo de la Gran Imprenta Online y las medidas son 5,2 x 14,8 cm, sin embargo en la ficha de los marcapáginas observas que el diseño que nos debes enviar debe tener 2 milímetros más en cada uno de sus lados. Es decir, en los cuatro lados has de sumar 2 mm, lo que resulta 5,6 x 15,2 cm.

Ese precioso diseño que te has trabajado tiene el fondo de color, pongamos por caso, azul. Es ese azul el que tienes que hacer llegar hasta el final de la maqueta de trabajo, es ahí donde tienes que sumarle los 2 mm de sangrado para que al cortarlo con la guillotina no queden blancos de papel que estropearían por completo tu diseño. De esta forma, nos aseguramos de que el azul llegue hasta los cuatro bordes.

Guillotina de imprenta.

Resolución del diseño

La mayor parte de las imprentas podemos trabajar a una resolución de 2.400 puntos por pulgada (ppp o dpi), lo que es muchísimo. Tranquilo, no es necesario tanto (esto precisaría de otro artículo dedicado solamente a esto, pero resumamos). Una regla general de la calidad de impresión es que todas las fotos e imágenes tengan un mínimo de 300 ppp al tamaño del archivo. Es decir, si diseñas un cartel de 35 x 50 cm (más los 2 mm de sangre a cada lado), la resolución debe ser de un mínimo de 300 píxeles por pulgada a ese tamaño (o al tamaño que ocupe la foto o imagen).

Ten mucho cuidado con las fotos, ilustraciones e imágenes en general que coges de Internet. A no ser que las compres en un banco de imágenes (o que las descargues de bancos gratuitos, que los hay muchos y buenos), no es normal que tengan la resolución que necesitas.

En ocasiones se descargan fotos de la Red y luego se interpolan para que tengan el tamaño deseado. Esto suele ser un gran error, porque interpolar no es más que inventarse píxeles, y el resultado final es que la imagen se emborrona, porque el software, por muy bueno que sea, ha tenido que inventarse puntos para hacer la imagen más grande, lo que hace perder nitidez, contraste, definición... Es decir, el resultado de impresión será pésimo.

Aquí cabría mencionar la excepción de cuando se imprimen grandes formatos que se van a ver desde una distancia considerable. Pero esto también lo vamos a dejar para otra entrada. Desde luego, si lo que vas a imprimir va a ser para verlo de cerca o a una distancia media, nunca trabajes por debajo de 300 ppp al tamaño del archivo si quieres asegurarte calidad de impresión.

CMYK

Cuando vayas a comenzar a diseñar, asegúrate de que el modo de color sea CMYK, el RGB no es válido para imprentas, a no ser en casos muy muy excepcionales.

Modo de color Cmyk, imprescindible para imprentas.

Cuantas más pruebas hagas, mejor

Hay un dicho que reza que si haces algo por primera vez y te parece fácil es que lo estás haciendo mal. No sabemos si esto se puede aplicar en todos los caso, pero es cierto que en la mayoría de las ocasiones no le falta razón al refrán.

Prueba una y otra vez imprimiendo en tu casa. Así verás si el tamaño es el correcto, si has cometido algún fallo ortográfico, si se te olvidó poner algo de importancia, si una imagen no se ve bien porque la tapa otra... Créenos, cuando las cosas se ven en papel se detectan más fallos que al verlas en pantalla. Podríamos contar más de una anécdota en este sentido, pero la discreción y el secreto profesional de impresores nos los impiden. Puede que te parezca una pérdida de tiempo, pero ten por seguro que, en realidad, lo estás ganando.

Archivos PDF

Casi en el 100% de los casos (por no decir en todos), los archivos PDF dan mejores resultados. A menudo no requieren manipulación para imprimir, en el caso de que se hayan seguido escrupulosamente los pasos que te hemos indicado. No te olvides de incrustar las fuentes cuando generes el PDF. Es algo importante para que no haya conflictos entre tu tipografía y la nuestra. Ah... y genera el PDF en alta resolución. Es fundamental

PDF, el mejor formato para imprimir profesionalmente

Cuidado con las sobre impresiones

Muchos programas de diseño dan la opción de utilizar sobre impresiones (otro artículo para esto, queda anotado). A no ser que seas un avezado diseñador o que sepas muy bien lo que estás haciendo, desactiva esa opción, de lo contrario puede ser que cuando recibas un trabajo te lleves una desagradable sorpresa. Como te decíamos antes, en todos los casos revisamos los archivos, pero no podemos saber si una sobre impresión ha sido utilizada por error o intencionadamente.

Estamos para ayudarte

Como te decíamos al principio, consúltanos tus dudas, te ayudaremos en todo lo que podamos y así pondremos todos de nuestra parte para que la impresión sea buena y esté en tu domicilio, empresa o negocio en el menor tiempo posible.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[La imprenta y su importancia en la evolución social]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/la-importancia-de-la-imprenta-en-la-sociedad.html Las futuras generaciones (incluso los jóvenes y niños de la actualidad) no podrán concebir una vida sin comunicaciones instantáneas, sin video-juegos altamente realistas, sin redes sociales, sin buscadores de información que en menos de una décima de segundo te dan respuesta a casi cualquier pregunta. Y esto, al pensarlo, nos extraña, aunque no debería, porque nosotros hemos sufrido algo parecido. ¿Quién concebiría que la sociedad se hubiera desarrollado sin imprentas? ¿habríamos salido del medievo sin la difusión cultural a través de los libros? ¿Seguiría la cultura en manos de unos pocos? Desde la invención de los tipos móviles hasta la llegada dela imprenta online han ocurrido grandes acontecimientos. Hagamos un breve y rápido repaso y reflexionemos sobre ello.

Tipos de madera de una imprenta anterior a Gutenberg.

Las imprentas como motor de desarrollo

No es en absoluto exagerado afirmar que las Artes Gráficas han sido uno de las puntas de lanza de nuestra civilización, comparable al descubrimiento del fuego o la aparición del lenguaje. El salto evolutivo que supuso fue de tan calado que desde que se comenzó a imprimir en serie nada volvió a ser igual. Es uno de esos cambios definitivos que marcan un antes y un después en la historia del ser humano.

Piénsalo, en la era anterior a la imprenta, la difusión de ideas se producía mediante libros que se copiaban a mano. Los copistas dedicaban su vida a un proceso lento que precisaba de mucha concentración y precisión pero que, ni aún poniendo la mayor de las atenciones, estaba libre de errores. Por otro lado, se disponía de tan pocos ejemplares que éstos sólo llegaban al clero y a unos cuantos eruditos con dinero que podían adquirirlos a precios desorbitados. Nos suena extraño, ¿verdad?

La difusión de la cultura, de los conocimientos técnicos, de obras que cuestionaban el pensamiento reinante comenzaron a difundirse a la velocidad del rayo y los que hasta entonces estaban completamente ajenos al Saber, comenzaron a leer. Se empezó a aprender a leer, porque las imprentas les ponían libros en sus manos, algo que hasta entonces era impensable.

La impresión propició la transmisión de nuevas corrientes de pensamiento que se saltaban las fronteras que marcaba el pensamiento dominante. La ciencia comenzó, muy poco a poco, a comerle terreno a la religión. Y eso, a ciertos sectores sociales (podemos imaginar a cuáles) no terminó de gustar. Que se lo pregunten a Copérnico, que en paz descanse.

Por primera vez, la información traspasó, como nunca lo había hecho antes, los límites que marcaban las y las clases sociales. La élite y las autoridades religiosas dejaron de poseer el monopolio del conocimiento. Es impresionante pensar esto con detenimiento. Si actualmente somos conscientes de que estamos viviendo tiempos de profundos cambios gracias a la tecnología, aquella época tampoco se quedó atrás.

Una enorme revolución. El primer eslabón de una cadena de desarrollo imparable que nos ha llevado hasta donde estamos ahora. El poder de lo escrito rompió tantas barreras que sería tarea casi imposible enumerarlas una por una. Sin imprenta, nunca hubiese habido Internet. Esta es una afirmación que es difícil de rebatir. La imprenta cambió el mundo para siempre.

Libro manuscrito anterior a la invencion de la imprenta.

De los tipos móviles a la imprenta online

Antes de la entrada en escena Gutenberg ya existía la impresión en bloques de madera, que eran tallados mediante patrones, posteriormente se impregnaban de tinta para presionarlos después contra el papel. Pero esta era una labor realmente lenta y tediosa. Había que ir armando letra a letra, la madera se desgastaba y todos estos inconvenientes no ayudaban para que la producción de material impreso fuese algo habitual.

Entonces, ¿por qué nos referimos a Gutenberg como el inventor de la imprenta? Johannes Gutenberg se basó en el concepto de impresión mediante bloques de madera para desarrollar su invento, pero su gran innovación en el año 1440 fue que introdujo los “tipos móviles”,  que permitía reordenar caracteres y que, además, eran reutilizables para otras impresiones. Por tanto, entró en juego el factor de la rentabilidad, y ya se sabe que si algo es rentable suele tener éxito.

Tipos de metal utilizados en las imprentas.

A partir de ese momento las innovaciones llegaron una tras otra. Por ejemplo, llegado el siglo XIX, la impresión en rollos continuos de papel aumentó la eficacia de la impresión y ayudó enormemente al desarrollo de los medios de comunicación impresos. Por no halar de lo que supuso en plena época de revoluciones con la circulación en masa de folletos, revistas, comunicados… que eran baratos de imprimir y rápidos de distribuir.

Ahora, unos cuantos siglos después, y en mitad de la era de la revolución de las comunicaciones, aparece un nuevo concepto: las imprentas online, que suman tecnología e impresión para crear una sinergia difícilmente parable. Desde un ordenador se puede diseñar un cartel y mandarlo a imprimir sin salir de tu casa. O el pequeño empresario encargar unas pegatinas para promocionar su negocio y elegir desde su ordenador entre un montón de medidas diferentes, de papeles, de formatos.

Las imprentas online han supuesto una revolución en la impresión.

No se trata, desde luego, de una evolución del calado de la invención de la imprenta, pero sí es un nuevo paso en la manera de entender la impresión. Si la imprenta de Gutenberg llegó para quedarse, las imprentas online han (o hemos) hecho lo mismo.

¿Cuál será el siguiente paso? Creo que cualquier cosa que argumentáramos podría ser un desatino total. Nadie hace sólo veinte años podría haberse imaginado cómo evolucionaría la vida hasta llegar donde estamos en estos momentos. Tiempos difíciles, sí, pero también apasionantes.

]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000
<![CDATA[Top 10 de vectores primaverales para diseñar e imprimir]]> https://www.lagranimprenta.es/blog/vectores-primaverales-para-imprimir.html Como parece que por fin la primavera ya se ha decidido a llegar después de un largo tiempo de lluvias (que falta hacía el agua) y temperaturas más propias de invierno, ha llegado el momento de compartir con vosotros algunos recursos gráficos que puede que os sean útiles para esta estación. De manera que hoy nos hemos puesto a mirar un poco en diferentes páginas que solemos frecuentar en la imprenta para hacer una pequeña selección de diseños vectoriales, para que así no suponga un problema la resolución y, además, podáis adecuar los colores a vuestro gusto a eliminar formas o partes de la imagen que no os interesen o no os gusten por algún motivo.

Ya sabéis que existen muchas páginas donde encontrar de forma gratuita este tipo de recursos para diseño, y que lo que os ofrecemos es una selección de los que a nosotros nos han gustado más o vemos más indicados para impresión, de manera que os ahorramos el trabajo de estar mirando por mil sitios en busca de algo que sea gratis, bueno y bonito... aunque para gustos están los colores. No obstante, hemos intentado seleccionar de todo un poco, es decir, de estilos muy diferentes, e incluso pensando en aplicaciones distintas, desde motivos principales que podrían servir para ilustrar la portada de unos dípticos, a fondos que serían aptos como fondos de carteles.

La selección es de diez motivos y podéis acceder a la página de descarga pinchando en cada una de las imágenes de esta entrada. Con un poco de suerte seguiremos teniendo buen tiempo, de no ser así, en breve tendremos que poner ilustraciones de invierno otra vez. Que la suerte nos acompañe.

Si encontráis algo interesante, sentiros con completa libertad para compartirlos en los comentarios. Seguro que los lectores del blog de la imprenta os lo agradecerán. Compartir siempre es algo que está bien. Por nuestra parte, si este, por decirlo de alguna forma, top 10, os sea de utilidad y en breve veamos esos diseños en algunos archivos para imprimir. Allá vamos.

Ilustración de una regadera para impresión online.
Vector de una ilustracion de campo.
Lirios en vectores.
Arbol en vectores para usos de impresion.
Fantasia primaveral vectorizada.
Ilustracion vintage para diseños de primavera para usos en pegatinas.
Sugerencia para diseño de la portada de una revista.
Motivo primaveral ofrecido por la imprenta online.
Fondo floral abstracto apto para carteleria.
Fondo azul para carpetas.
]]>
Tue, 18 Sep 2018 22:05:06 +0000